Repara tu disco duro de arranque

Llevaba unos días notando que el sistema, la ejecución de programas y los tiempos de acceso a archivos, mail, etc… me iban lentos y cada vez más lentos, hasta notar como los tiempos de espera se prolongaban cada vez más y algunas aplicaciones se bloqueaban y hacían que el sistema fuese inestable y en ocasiones como una tortuga

Abrí la utilidad de Discos y realicé un ‘Verificar Disco‘ y para mis sorpresa el mensaje de análisis me indicaba que el Disco de arranque, en mi caso el único y primario, es decir, en el que tengo instalado Mac OS X Snow Leopard, se encontraba dañado. El mensaje literal después de analizar el volumen fue:  “El volumen Macintosh HD está dañado y debe repararse”.

Cuando pulso en la opción Reparar disco, acto seguido, surge otra ventana flotante anunciándome lo siguiente:

Como ya he comentado, con un único disco primario tan solo podía arrancar tal y como el sistema me aconsejaba, es decir, usar el disco original de instalación de Mac OS X.

Introduzco el Disco de instalación de Snow Leopard (el que me vino con la compra del iMac) en la unidad de DVD y se autoarranca la utilidad de instalación. Pulso sobre el primer icono, el que dice instalar Mac OS X:

Al iniciarse el proceso, este pregunta si continuar con la configuración e instalación de Mac OS X o por el contrario, la opción de pulsar en el botón inferior izquierdo ‘Utilidades’, este es el que hay que pulsar para continuar…

Se nos abrirá una 1ª ventana, escogemos Utilidades… y en la 2ª ventana escogemos Reiniciar:

Mientras arranca, el ordenador realizará una comprobación de disco similar a la que realiza la Utilidad de Discos. Tendremos activo el menú Apple arriba de la pantalla:

Inicio instalacion Mac Inicio instalacion utilidades Mac

Vamos en el menú Apple a Utilidades > Utilidad de Discos > y dentro de la Utilidad de Discos, seleccionamos nuestro Disco duro primario dañado y pulsamos en Reparar Disco. Seguimos los pasos y comenzará el proceso de reparación.

Reparar HD Mac

Cuando finalice el proceso, ya tendremos de nuevo nuestro disco duro en perfecta salud y comprobaremos una mejora en el funcionamiento del sistema.

Puede parecer un proceso sencillo, pero si no sabes que puedes arrancar desde el disco de instalación como una unidad física, se te pasa por la mente formatear u otras cosas… males mayores.

Nuevamente hemos usado las opciones que vienen integradas en el sistema sin tener que recurrir a programas de terceros. :D